Finalmente, este viernes 19, a las 4 am, llegó a la Argentina uno de los estrenos más esperados del año: la tercera temporada de La casa de papel, consagrada como la ficción de habla no inglesa más vista de Netflix, con 125 millones de usuarios en todo el mundo.

 Un secuestro, la historia de un nuevo robo, y la incorporación de Rodrigo de la Serna en el rol de Palermo, un argentino que se suma al equipo y comanda el nuevo plan, son las principales novedades de esta tercera entrega de 8 capítulos de 1 hora, a la que ya han anunciado en 2020 le sucederá una cuarta temporada, en la que actualmente ya están trabajando.

 Situada después del robo a la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre, del que la banda logra huir de manera exitosa, la historia de esta tercera temporada comienza cuando el Profesor recibe una llamada de Tokyo diciéndole que Río ha sido capturado. La única manera de rescatarlo, y de proteger el paradero secreto de los demás, es volver a reunirlos a todos para llevar a cabo un nuevo atraco, el más grande jamás pensado, con los monos rojos y las máscaras de Dalí, pero con el Banco de España, en Madrid, como blanco.

 Como mentor del muevo plan, y contrafigura del Profesor la tercera temporada de La Casanos presentará a Palermo, “un ingeniero brillante, misógino patológico, con mucho carisma, genial y patético: Un banquete imperdible para cualquier actor”, según describió de la Serna, que ingresa a la banda para “revindicar algo muy puntual”, y sin temor a la muerte porque “su motivación es muy íntima y personal”.

 Además de las atrapantes características de su personalidad el nuevo integrante de la banda aparece en escena como el complemento perfecto de Berlín, quien efectivamente para el delirio de sus fanáticos regresa en esta tercera temporada, aunque planteando dudas sobre su condición, ya que en la temporada 2 todos lo vimos caer abatido a manos del equipo especial que ingresó a detener a la banda, cuando decidió quedarse cuidando la puerta de la bóveda para que sus compañeros puedan escapar por un túnel subterráneo.

“Hay muchas dudas sobre por qué estoy allí, pero en definitiva no importa si estoy vivo o muerto, porque los personajes de las series son seres vivos, que evolucionan temporada tras temporada, y da igual en qué términos. Entonces, más allá de que esa incógnita se resolverá bastante rápido, lo que me ha dejado un buen sabor de boca es que la serie no se ha conformado con lo que articuló en las temporadas anteriores, y la convirtieron en un éxito planetario, sino que continuado poniéndose en cuestión”, afirmó Pedro Alonso, el actor que interpreta a Berlín, entrevistado por CNN.

“El aire de la puesta en escena es básicamente el mismo, pero por el valor de la producción en esta temporada abrís la puerta y estás en Asia, Latinoamérica, o Italia y es muy apabullante. En esa línea, lo peligroso es no cambiar el sentido de la puesta en escena para mostrar ese despliegue, y seguir siendo fiel a la intención de la historia, algo que aquí está muy cuidado”, explicó Alonso en la entrevista al ser consultado sobre los cambios que implicó para la historia que Netflix se haya hecho cargo de la producción de la tercera temporada, que destacó: “demuestra que se puede competir de igual a igual con el mercado anglosajón”.

 Junto a Palermo, y a este Berlín reinventado, la banda del profesor sumará en esta nueva temporada otras 2 nuevas caras: Bogotá, que será interpretado por el actor Hovik Keuchkerian, y Marsella, a cargo de Lukas Peros. Además, reemplazando a la inspectora Raquel Murillo, convertida en integrante de la banda, la serie presentará a Alicia Sierra, una durísima inspectora, interpretada por Najwa Nimri, protagonista de la exitosa serie Vis a vis,quien, promete, intentará aquí y “como sea” que el nuevo plan del profesor no salga bien.