Posiblemente haya sido “Guanuqueando”, el tema que Divididos editó en el álbum “Vengo del placard de otro”, de 2002, el que abrió la posibilidad de conocer a este gran artista jujeño, compositor, músico y maestro rural, que expandió el sonido del folclore hacia otros ritmos, como la cumbia y el rock, y que el próximo domingo 25 de septiembre será homenajeado en la Sala Sinfónica del CCK.

Músico desde siempre, en una entrevista que le realizó Cristian Vitale, para Página 12 en el año 2004, Vilca confesaba: “Agradezco a las campanas del cabildo de Humahuaca. Es algo que sólo entendemos los que nacimos allí. No sólo tienen un sonido bello, sino que están muy bien afinadas. Cualquier chico de la quebrada está preparado para tocar un instrumento sin aprender música, porque la campana le tira la armonía, los tonos”.

Docente de escuela rural, durante más de 16 años, siempre destacó que fue esa experiencia, una fuente de inspiración que lo acompañó durante toda su trayectoria: “Aunque siempre viví en la ciudad, viajaba por tres semanas y el tiempo me sobraba para componer. La ciudad, en cambio, no me deja crear. Por ahí cae un rayo en la quebrada, me inspiro en él y justo me golpean la puerta. Necesito alejarme, porque los temas los hago en el lugar y con su gente, conviviendo. Es fundamental para contar mi verdad”, explicaba en la entrevista.

A lo largo de su carrera Vilca grabó cuatro álbumes, con el grupo Ricardo Vilca y sus amigos: La magia de mi raza, Nuevo día, Majada de sueños y En vivo en el Ateneo, grabado en vivo en la ciudad de Buenos Aires;  decenas de composiciones para cine, y cientos de colaboraciones, convirtiéndose en uno de los grandes animadores culturales y artísticos de su zona.

El domingo 25 de septiembre, el tributo estará a cargo del ensamble “Cañaveral”, grupo surgido de la intensa búsqueda artística y pedagógica del vientista Mauro Ciavattini, que dirige este conjunto de vientos andinos, con  sikus, tarkas, erkes, mozeños, pincullos y quenas, que presentará un repertorio focalizado en la obra de Vilca y el folklore de la región andina del país.

Además, el dúo del guitarrista Daniel Quiroga y la flautista Cecilia Palacios presentarán su álbum “El adiós a Ricardo Vilca”, editado en 2015, junto a importantes invitados como el charanguista Gustavo Valeriano, que tocó en las últimas formaciones de Vilca, el violinista Carlos Escalera y el contrabajista Luis Escalera.

Con tan solo 53 años, Ricardo Vilca murió en su provincia natal el 19 de junio de 2007. El municipio de Humahuaca declaró tres días de duelo con la bandera a media asta e invitó a un cese de actividades en el sector privado para despedir los restos mortales del músico, cuyo cuerpo fue enterrado en el cementerio de Humahuaca.

“Fue el más fino e iluminado de todos nosotros; el que comprendió que la música era un elemento más de la naturaleza y por eso hizo sonar la música de los zafreros, de los hacheros, de los andinos, el sonido profundo del hombre parado en medio del todo y de la nada que es la Puna”, expresó, recordándolo, su colega Tukuta Gordillo.

“Tributo a Ricardo Vilca”, domingo 25 de septiembre 19:00h.Sala Sinfónica, CCK, Sarmiento 151.